add this print this page

SueƱo Americano

“Ser sacerdote es la aventura más hermosa que la vida pudo darme”

Entrevista al Padre Nelson Pichardo

July 2022
Nelson Pichardo es sacerdote en Kingston en la Iglesia Católica Santa María y San Pedro. Nació en la República Dominicana en donde a temprana edad percibió la necesidad de servir a la comunidad. Trabaja para dar apoyo espiritual y socialmente a la comunidad hispana. Dice que “Ser sacerdote es la aventura más hermosa que la vida pudo darme, es una aventura emocionante. Uno puede hacer tanto. Si un joven quiere trabajar y dedicarse, lo mejor es ser sacerdote porque así uno puede estar al servicio de todos. El abanico de posibilidad para servir es más grande”.
¿Cómo sintió el llamado a la vocación religiosa? 
Cuando tenía 10 años llegaron seminaristas a mi pueblo y se quedaron en mi casa. Ellos me hablaron de ser sacerdote hasta que un día le dije a mis padres que quería ser sacerdote por entusiasmo. Entonces me puso en contacto con seminaristas y poco a poco fui conociendo hasta que entré al seminario menor en 2do de Bachillerato a los 15 años. 

¿ En cuántos lugares ha predicado y por cuánto tiempo? 
1995 fue mi primera vez como Sacerdote en la Parroquia del Carmen por 2 años. Entre 1999 y 2004 fui nombrado párroco por el Obispo en la parroquia Cristo Rey. En el 2005 vine a los EE.UU. a San Gregorio en Manhattan, donde estuve por 5 años. De 2014 a 2018 estuve en St. Joseph 's en Manhattan y finalmente en 2018 hasta la actualidad en Kingston en St. Mary y St. Peter. Una experiencia de aprendizaje. 

¿Cómo sirve a la comunidad espiritual y emocionalmente? 
Nosotros celebramos con todos la vida, lo que Dios ha hecho en sus vidas y compartimos esas experiencias para vivir una vida en comunidad. Iglesia significa comunidad. Además, nuestra misión es ayudar a todos en lo sociable. Hay que dar apoyo a todos porque como dice Jesucristo, el que tiene hambre hay que darle de comer; el que está desnudo, darle de vestir; el que se sienta triste, darle una palabra de aliento. Todo esto está mezclado con lo que es nuestra misión. Esto es un trabajo maravilloso, ayudar a los demás cuando lo necesitan. 

¿Ha tenido dificultades en su prédica? 
Todos hemos tenido dificultades en las enseñanzas. Por ejemplo, aquí en los Estados Unidos siempre ha sido una dificultad las culturas porque cuando aquí dicen “los latinos” eso en la práctica no es así. En la práctica hay venezolanos, ecuatorianos, argentinos, mexicanos, son diferentes países con diferentes culturas. Entonces al momento de predicar yo tengo que tener cierto cuidado porque una palabra que yo diga que no se use bien en ese país o alguna frase que diga puede significar otra cosa en otro país. También, enseñar la verdad no es fácil. Algunas personas se sienten ofendidas al oír la verdad porque les están diciendo cosas que no quieren escuchar, pero como sacerdote tengo que predicar la verdad. Hay cosas que se tienen que decir si es que están mal, o situaciones que uno no puede apoyar porque están mal. 

¿Qué programas sociales o ayuda material brinda a su congregación y a la comunidad?
En nuestra parroquia nosotros tenemos un programa de ayuda de alimentos en donde nos traen alimentos y los pasamos a Caridades Católicas que están cerca de nuestra parroquia. También ofrecemos ayuda para mujeres embarazadas. Hacemos actividades todos los años para niños pobres, específicamente para inmigrantes de bajos recursos. Recaudamos recursos para darles ropa, leche, útiles escolares, etc. Además, ofrecemos ayuda financiera de urgencia para rentas de la casa. También nos enfocamos mucho en los inmigrantes, por ejemplo, yo les ayudo escribiendo cartas para cuando tienen cita con los jueces, buscando dónde vivir y dándoles apoyo.back to top

COPYRIGHT 2022
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.