add this print this page

“Sin considerar su estatus migratorio, por supuesto”
 

Por Mariel Fiori
May 2018
“En la ciudad de Nueva York la manera de desplazarse es con tu Metrocard. No tenemos una Metrocard en Kingston, NY. No tenemos un buen sistema de transporte público, si quieres movilizarte en el Valle del Hudson tienes que usar un vehículo, y puedes manejar un vehículo sin licencia, pero es contra la ley y es una mala idea” dijo el asambleísta por el distrito 103 del estado de Nueva York, Kevin Cahill. “Lo que es una buena idea es permitir que cualquier persona que sea responsable pueda tener una licencia de conducir. Deberíamos hacer que, en el estado de Nueva York, todo aquel que quiera conducir, que necesite conducir, tenga acceso a las licencias de conducir, sin considerar su raza, por supuesto; sin considerar su sexo, por supuesto; sin considerar su nacionalidad, por supuesto; y sin considerar su estatus migratorio, por supuesto”, continuó el asambleísta Cahill que representa a las casi 130 mil personas que viven entre la ciudad de Kingston, los pueblos de Stone Ridge,  Pine Hill, Stone Ridge, Gardiner, Red Hook, Rhinebeck, Woodstock y Plattekill.

“Necesitas una licencia de conducir en Kingston, Nueva York, para manejar tu carro al trabajo, para manejar a la práctica de fútbol, para manejar a la guardería, y algún día también necesites tu licencia de conducir para manejar a y de tu propia granja familiar, puedes necesitar tu licencia de conducir para recoger tu periódico, y cuando estás adentro del auto, manejando con tu licencia de conducir, tal vez quieras escuchar tu estación de radio. Tenemos todas esas cosas en Kingston, NY, tenemos una radio en español, tenemos un periódico en español, un centro de guardería para nuevos inmigrantes, tenemos un programa para poner a los inmigrantes en su propia granja, no simplemente trabajando para otro. El sol está saliendo para todos los inmigrantes en el Valle del Hudson y para terminar el trabajo, para completar la pintura, todas las personas mayores de 16 años deberían tener acceso a una licencia de conducir” dijo Cahill en la conferencia de prensa en el capitolio de Albany el pasado 18 de abril. “Voy a hablar un poquito egoístamente. Lo primero que hice cuando cumplí 16 años fue ir corriendo al Departamento de vehículos motorizados y conseguir mi permiso de aprendiz y luego mi licencia de conducir, y he estado manejando desde entonces. Desde la inauguración de presidente Lincoln [risas]. Y quiero que sepan que las primas del seguro que he pagado por todos esos años son 17 por ciento más altas de lo que me costarían en un estado que permite a los nuevos inmigrantes obtener una licencia de conducir. Así que me uno a mis colegas en la asamblea no solo por ustedes, sino también por mí, porque quiero pagar menos de seguro de vehículo”, concluyó el asambleísta, que lidera la comisión de seguros en la asamblea estatal.

Kevin Cahill no fue el único asambleísta demócrata que el pasado 18 de abril se unió a la campaña luz verde NY, de varios años ya, y prestó su apoyo a la introducción del proyecto de ley A10273, que daría acceso a las licencias de conducir a todos los neoyorquinos, sin importar su estatus migratorio. Hubo muchos otros, unidos a testimonios de personas que necesitan manejar por sus familias, pero no pueden, pero él fue el único representante de nuestra área. También es el único local que desde hace dos meses tiene un opositor, el negociante residente de Kingston Abe Uchitelle, quien dijo que tenía 4 años cuando Cahill asumió su cargo en la asamblea por primera vez, allá por 1992. Parece que la competencia es algo saludable, no solo en los negocios, también en la política.

Sea cual fuera el motivo de un discurso tan bueno en apoyo de algo tan necesario para el millón de inmigrantes, y todos los demás neoyorquinos, que se beneficiarían con una licencia de conducir, esperamos que más asambleístas de nuestra región se sumen y pronto sea llevado el proyecto de ley a votación. La lucha sigue, por lo que coalición Luz Verde, Manejando juntos, tendrá otra movilización a Albany el lunes 14 de mayo (más información en la guía de recursos de este mes).
Si se aprueba en la asamblea, queda el senado y el mismo gobernador tendrá que firmar la ley. El camino es difícil, pero no imposible. Como escribí en otras ocasiones: en la unión está la fuerza, amigos.

Mariel Fiori,
Directora



*Se puede escuchar la conferencia de prensa del 18 de abril completa aquí 
*Más información sobre la larga campaña luz verde aquí


 back to top

COPYRIGHT 2018
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.