add this print this page

La Reina de las Rebajas

Por Riley Wise
February 2006
Crecí por esta parte de Nueva York y sin mucho dinero. ¡Pero nunca lo sabrían! Gracias a todo tipo de recursos, he podido vestir, comer y divertirme de la mejor manera, y sin gastar mucho dinero. Ahora te voy a contar mis secretos.

De Vestir:

Encuentro la ropa más cómoda, interesante y barata en tiendas de segunda mano. Dependiendo de dónde buscas, es posible vestirse como si hubieras gastado cinco mil en Saks Fifth Avenue. Mis lugares favoritos son:

The Second Hand: 106 S. Broadway, Red Hook. Está en el sótano de una iglesia. Todo muy limpio, bien organizado, bastante barato. Buenas chaquetas por cinco dólares. 

Northern Dutchess Hospital Thrift Shop: 95 Montgomery, Rhinebeck. Una tienda bastante barata: una camisa te costaría dos dólares. Porque los residentes de Rhinebeck suelen tener más dinero, muchas veces la ropa es fina.

The Carousel, Woods Road, Tivoli: una pequeña tienda a cargo de unas mujeres de la iglesia. Toda la ropa viene de Manhattan y suele ser muy fina. Imagínate todo el vestuario de una señora mayor de Central Park West que donó su colección de sus vestidos y suéteres de Valentino. Precios más altos. Chaquetas desde cinco dólares. 

Goodwill, Ulster Ave, Kingston: Una tienda grande llena de varias cosas—ofrece ropa nueva de Target por precios reducidos y ropa vieja de donación. Tiene una amplia colección de discos y de zapatos. Una camisa: dos dólares.

Salvation Army, Kingston: Este lugar de Kingston no es la tienda más glamorosa del mundo, pero uno siempre puede encontrar un sofá, una televisión, o cualquier tipo de electrodoméstico para la cocina. Creo que la colección de ropa para los hombres es mejor que para las mujeres. Unos bluejeans: cuatro dólares. Un sofá: cincuenta. 

Family of Woodstock: Rock City Road, Woodstock. Mi favorito personal. La tienda gratuita, abierta desde las nueve de la mañana hasta las nueve de la noche. Family le ofrece las donaciones de los residentes de la región, y todo gratis. Es verdad que a veces los zapatos están todos rotos, o parece que la misma falda te está hechizando, pero considerando el precio, ¡quien se puede quejar! También ofrecen almuerzo caliente, pan para llevar, y una lista de las donaciones más grandes que no caben dentro de la tienda. Si estás buscando una cama grande, puedes añadir tu nombre a la lista. Para el día de Acción de Gracias y la Navidad, Family siempre organiza una cena gratis abierta al público. Tienen servicios de consejería y ayudan a buscar hogares para la gente que necesite. 

De Comer:

A mi me gusta cocinar. Me gustaría poder comprar toda mi comida en uno de estos supermercados naturales, pero los precios son muy altos. Después de comparar precios he aprendido que hay ciertos lugares que ofrecen los mejores:

Hannaford: Red Hook y Kingston (Ulster Avenue). Según ellos, tienen los precios más bajos, pero como dije, no todos. Por ejemplo, Hannaford ofrece ciertos productos en su sección natural por precios mucho menores que Red Hook Natural Health (la leche de soja cuesta menos de dos dólares). Pero sus frutas y verduras cuestan caras, más que Stop and Shop. 

Stop and Shop: Rhinebeck, Hyde Park, Poughkeepsie y New Paltz. Tiene una variedad más interesante—de nuevo, que satisface a la gente más adinerada. Si consigues una tarjeta (es gratis), puedes recibir muy buenas rebajas en cada compra. Suele haber descuentos en la carne. Me compré un paquete de pollo natural por menos de dos dólares.

Aldi: Kingston, Hudson, Newburgh y Middletown. Los productos que venden son todos de marca propia y no tienen una extensa variedad como otros supermercados. Pero esta es aparentemente una ventaja, ya que los precios son de los más bajos que se pueden encontrar. Por ejemplo, el pan integral doce granos está a un dólar con treinta, y la botella de medio litro de aceite de oliva cuesta menos de tres dólares.

Adams Fairacre Farms: Kingston, Poughkeepsie y Newburgh. Un supermercado variado, con una sección para la huerta, otra con regalos, otra con comida. Para frutos y vegetales, Adams es lo más barato. Menos que Hannaford. Muchas veces de granjas locales. Para carne y queso es caro y tipo “gourmet”. 

Historic Diner: Red Hook: ¡Qué divertido! Parece de los años cincuenta y siempre está lleno de una variedad de clientes. Muy barato para el desayuno. Menos de cuatro dólares por dos huevos, patatas, pan y café. 

Tivoli Bakery: el favorito entre los estudiantes de Bard College. Abierto de Miércoles a Domingo. Pasteles increíbles. La panadería del área. Todo hecho a mano. Me muero por los pasteles de canela. Todo en los alrededores de dos dólares. 

Para disfrutar: 

No vivimos en medio de una próspera metrópolis; no es que salgamos a la calle a encontrar un mundo lleno de diversión. Ya sabemos. Pero esto no significa que no nos podamos divertir. Sólo que tenemos que trabajar un poco para conseguirlo.

Dar una vuelta: ¡Y no por las calles de Rhinebeck! Poet’s Walk en Annandale Road es un paseo muy romántico y un sitio espectacular para perros, niños, o adultos al lado del Río Hudson. 

Explorar otro pueblo: ¿Han estado en Woodstock, mi pueblo natal? Está lleno de gente rara y a ellos les encanta entablar conversaciones con otras personas. Hay un parque precioso y unas montañas irresistibles.

Tener una fiesta: No tiene que costar mucho. Di a todos los invitados que traigan algo. Hacer pizzas: (La masa sólo cuesta dos dólares en Hannaford). Beber vino de cartón. 

Atréverse a ir a un pub: Por el río en Kingston (el “Rondout”) hay muchísimos bares que se convierten en pubs por las noches. También en Kingston está el “Forum” en Broadway que presenta música y noches de disfraces.

Lo dicho, es posible vestirse, comer y divertirse por muy poco dinero en nuestro Valle del Hudson. !




back to top

COPYRIGHT 2006
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.