add this print this page
Alrededor de 3000 personas, entre inmigrantes y estudiantes de universidades locales, se manifestaron el 1 de mayo en la ciudad de Poughkeepsie para pedir por leyes de inmigración más justas.
Alrededor de 3000 personas, entre inmigrantes y estudiantes de universidades locales, se manifestaron el 1 de mayo en la ciudad de Poughkeepsie para pedir por leyes de inmigración más justas.

Inmigrantes latinoamericanos

Solidaridad y unidad

June 2006
Las marchas que se realizaron en todo el país en los últimos meses han sorprendido a muchos, especialmente a los medios de comunicación en inglés. Para estos fue una sorpresa, pero para los organizadores y para las organizaciones que trabajan más directamente con los inmigrantes esto era un hecho. Pero hay que ser honestos, para muchos de nosotros fue una sorpresa agradable.

A pesar de que los inmigrantes que se volcaron a las calles eran de todas las nacionalidades del mundo, es claro que los latinoamericanos somos la mayoría. Estas marchas también tienen otro componente que debemos atender con más cuidado, y es el hecho de que los latinoamericanos nos unimos en esta lucha y dejamos a un lado los nacionalismos y sentimientos regionalistas. Esto es un avance para nuestros intereses como latinoamericanos en este país.

Parece que estamos aprendiendo a tomar en cuenta a los otros, a sentir por los demás, a sentirnos parte de algo más grande, que vas más allá de nuestro ambiente inmediato. Esto puede ser el inicio de un movimiento de inmigrantes latinoamericanos hacia la unidad y una agenda común de lucha. Este es un reto serio que necesita mucha energía, sacrificio y creatividad para poder seguir en la dirección correcta. Pero ya empezamos y eso vale mucho, más de lo que nos podamos imaginar. Todos podemos darle seguimiento a ese espíritu de la unidad latinoamericana.

El otro componente de estas marchas fue la solidaridad de otros inmigrantes y ciudadanos de todas las razas y culturas. Esta solidaridad es muy importante y hay que reconocerla y aprender de ella. Nuestra lucha como inmigrantes no es para desplazar a nadie de nada sino para participar en esta sociedad como miembros productivos y contribuir con nuestro trabajo y creatividad para crear una sociedad mas justa. Así que también tenemos el reto de ser solidarios con los otros grupos de esta sociedad que luchan por sus derechos como los afro-americanos, las mujeres, los homosexuales, así como con otras causas como la del medio ambiente, de los sindicatos y obreros que sufren explotación y exclusión aun siendo ciudadanos en este país.

En este amanecer de la lucha por los derechos y la justicia para los inmigrantes, comienza también una nueva oportunidad para la unidad latinoamericana y la solidaridad humana. Como dijo Ernesto “Che” Guevara en algún momento: “Seamos realistas, hagamos lo imposible”. 

 


back to top

COPYRIGHT 2006
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.