add this print this page

Reflexiones y recuerdos

Por
August 2010
Todos por ahí dicen que recordar es volver a vivir. Y eso es cierto todos tenemos fantasías, desilusiones y aventuras que vamos almacenando en esa pequeña parte a la que la gente llama memoria.

Cuando estás solo y te sientas en ese viejo y polvoriento sillón,  reflexionas ¿qué hago aquí?, ¿por qué vine?, ¿quién soy?, ¿a dónde voy?, ¿por qué yo y no ellos? Los recuerdos te matan y te vuelven una y otra vez en el tiempo hasta que de repente te encuentras con esas novedades, que te hacen ser latino, las noticias que te brindan cierto número de personas interesadas en brindarte información.
 
El Vagón (presentada recientemente en SUNY New Paltz a cargo del grupo Repertorio Español) es una de las cumbres literarias que pude observar gracias a la representación teatral de un grupo de personas que me hicieron recordar. Revivir las desgracias, los sucesos, los acontecimientos y la odisea de un pequeño grupo de personas que pasaron para llegar a este país. Sean la circunstancias,  las necesidades que traemos todos venimos con el mismo propósito: “tratar de mejorar nuestra calidad de vida” y arriesgamos todo, dejamos todo permitiendo que nos conduzcan por un camino a ciegas. Porque ahí llegas o te quedas formando una de las cruces más en el conteo de los desaparecidos y si logras cruzar empiezas a tratar de combatir. La otra odisea que se forma con el racismo dentro de las diferentes clases sociales y lo peor de todo dentro de tu misma comunidad porque el hecho de no tener papeles te vuelve vulnerable.

Aunque a veces nos perdamos en esta masa circunstancial de capitalismo en el que está sumergido este país y empezamos a  adquirir necesidades que no tenemos cuando lo más importante lo vamos perdiendo como el amor al prójimo y a nosotros mismos. Y con esto el respeto que nos hace la paz entre los seres humanos.
 
Muhas gracias a todos ustedes que con su esfuerzo me hicieron sentir viva y recordar que todos tenemos derechos y podemos inspirar aprecio a nuestros semejantes y viceversa y que cada uno debe luchar para lograr esto. Gracias por recordarme las odiseas que se presentan día a día en mi comunidad por que esto no para, es un ciclo. Mientras haya necesidades seguirán pasando y se escribirán nuevas historias y ahí los encontraré de nuevo trayendo deleite a mis ojos con sus puestas en escena. Gracias por la ayuda y la información que nos transmiten a través de sus palabras aunque aun seamos pocos los interesados en ello.

*Adriana es de México y actualmente reside en Milan, su esposo Francisco trabaja en una granja y tienen dos hijas. Adriana estudio biología pero sin graduarse y como muchos otros vino a este país buscando el Sueño Americano.



COPYRIGHT 2011

back to top

COPYRIGHT 2010
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.