add this print this page

Conversaciones difíciles

Por Stephanie Presch
April 2015


Mi mamá siempre dice que si hay una conversación en Facebook con la que no estoy de acuerdo, no debo decir nada. Pero a veces algunas conversaciones, particularmente sobre cuestiones de sexismo, racismo u homofobia ocurren en la vida real en un espacio en el que queremos o necesitamos responder.

El 25 y 26 de febrero asistí a dos talleres que el programa Cambios en Acción ofreció para los estudiantes de Bard College. El tema del primer taller era “Cómo puedes dirigir una conversación productiva” y estaba enfocado en las dinámicas de un grupo. Hablamos con el presentador, el Capellán de vida en la comunidad, Nick Lewis, sobre la importancia de establecer el ambiente para una discusión.

Uno de los estudiantes propuso que si te toca dirigir una reunión es necesario que establezcas un ambiente seguro. Es importante crear un ambiente en que todos se sientan seguro y nadie se sienta ofendido, recalcó el estudiante.

Pero Lewis hizo una pausa y respondió a la sugerencia: “Creo que es más importante que la discusión ocurra en un espacio que sea equitativo. No se puede garantizar seguridad en una discusión totalmente”.  En la comunidad de Bard College y en otras comunidades fuera de la universidad, a veces se enfatiza mucho “la importancia” de nunca ofender a nadie. Pero, si nadie nunca se siente ofendido, es posible que la conversación no trate de temas importantes. 

En contraste, la gente puede sentirse ofendida si no puede compartir sus opiniones. Al respecto, hablamos sobre la importancia de tener una conversación cuando se anuncia una conferencia como “una conversación” sobre un tema. Si hay una conversación, el presentador puede mostrar respeto al público que participa del evento.

El segundo taller, “Esto puede salir torpe: cómo tener conversaciones productivas sobre la justicia social” a cargo del comité de asuntos multiculturales en Bard College, era una charla sobre los problemas de hablar de temas como el racismo, el sexismo, la homofobia u otros sistemas de discriminación en una manera más inclusiva. Hablamos también de cómo tener una conversación en nuestra cultura que no devenga en ataques personales. Identificamos aspectos como el volumen y el tono de una conversación que las personas deben mantener a un nivel neutral para establecer un espacio que no sea agresivo.

Discutí este punto con uno de los estudiantes que asistió al programa. Mencioné que había una controversia en Facebook en la que una persona publicó una foto en un mensaje a un grupo ambiental en Bard. La persona que publicó la foto en Facebook argumentó que el recordatorio para apagar las luces (era un chiste sexual) era parte de cierta cultura de la violación en los Estados Unidos. Creía que este mensaje era muy ofensivo para las personas víctimas de una violación (a pesar de que este recordatorio para apagar las luces no tenía una referencia explícita a la violación). Casi inmediatamente, los que se sintieron ofendidos insultaron a los que respondieron al mensaje que no estaban ofendidos.

A mí no me parecía bien que los estudiantes no fueran capaces de expresar sus reacciones de una manera educada y respetuosa. A veces, me parecía que las personas que estaban de acuerdo con que el mensaje era ofensivo no podían comprender un mundo en el cual otra gente no estaba de acuerdo con sus puntos.

Argumenté que Bard a veces es una comunidad muy separada del mundo exterior. Y que una discusión que presente dos perspectivas distintas es muy rara en nuestra comunidad. Otro estudiante dijo que este problema: “no es algo específico de Bard”. Estoy de acuerdo con esto – nos gusta dar nuestra opinión, pero a veces no nos gusta discutirla en detalle.   

En algunos ambientes (como una organización dedicada a luchar contra alguna desigualdad en la sociedad), es fácil presumir que todos están de acuerdo. Esta suposición puede ser muy destructiva, especialmente para una organización de activistas que quieren ganar derechos para grupos que han sufrido en la sociedad. Si no presumimos esto, podemos tener conversaciones más útiles y a lo mejor, lograr cambios positivos en la sociedad.  



back to top

COPYRIGHT 2015
La Voz, Cultura y noticias hispanas del Valle de Hudson

 

Comments

Sorry, there are no comments at this time.